Sabemos que dormir lo suficiente es vital para una buena salud, sin embargo, el sueño excesivo puede estar relacionado con un mayor riesgo de problemas cardíacos e incluso un mayor riesgo de mortalidad.

Esto no significa que dormir más horas de lo recomendado te puede matar, pero si pasas mucho tiempo en cama puede ser un síntoma de un problema de salud.

Este equipo de investigadores dice que debemos prestar más atención al sueño excesivo. Ellos han concluido que mantener tu horario de sueño de 7 a 8 horas, podría terminar reduciendo significativamente el riesgo de problemas de salud en el futuro

“Nuestros hallazgos tienen implicaciones importantes ya que los médicos deben tener una mayor consideración para explorar la duración del sueño y la calidad durante las consultas”, dice uno de los miembros del equipo, Chun Shing Kwok. “Si se encuentran patrones de sueño excesivos, particularmente duraciones prolongadas de ocho horas o más, los médicos deberían considerar detectar factores de riesgo cardiovascular adversos y apnea obstructiva del sueño, que es un trastorno grave del sueño que se produce cuando la respiración de una persona se interrumpe durante el sueño”.

En otras palabras, si los médicos descubren que sus pacientes están pasando mucho tiempo durmiendo, podría ser algo que valga la pena investigar, especialmente si el sueño no es refrescante.

Los investigadores analizaron 74 estudios previos que registraron la duración y la calidad del sueño, así como la mortalidad y la salud cardiovascular. En total, los estudios abarcaron más de 3 millones de participantes.

Descubrieron que una duración promedio del sueño de 10 horas por noche está relacionada con un aumento del 30 por ciento de la muerte prematura en comparación con la de 7 horas.

Un promedio de 10 horas de sueño también equivale a un aumento del 56 % en el riesgo de mortalidad por accidente cerebrovascular y un aumento del 49 % en el riesgo de mortalidad por enfermedad cardiovascular. Mientras tanto, la mala calidad del sueño se relacionó con un aumento del 44% en las tasas de enfermedad coronaria

Incluso en 3 millones de personas, el estudio tiene algunas limitaciones: los hábitos de sueño fueron autoinformados en lugar de medidos en un laboratorio, por lo que pueden no ser totalmente precisos. Además, podría haber afecciones físicas o mentales subyacentes, no registradas en los estudios, que tuvieran un efecto sobre los patrones de sueño o los patrones de riesgo.

Como resultado, los investigadores no pueden decir que dormir más de ocho horas causa una muerte prematura, solo que es algo que deberíamos estar vigilando como una posible señal de advertencia.

En última instancia, hay tantos factores diferentes que afectan el sueño, desde los patrones de trabajo hasta los niños, hasta la naturaleza de 24 horas de la sociedad actual, que vamos a explorar las implicaciones para nuestra salud durante mucho tiempo.

Mientras tanto, intenta mantener un límite de 7 horas de sueño al día. La ciencia también ha comprobado en otras ocasiones que descansar lo necesario es benéfico para la salud por lo que si el fin de semana quieres pasar tiempo extra en cama no pasa nada.

Fuente