Una mujer de 24 años murió en Monterrey, México tras haber caído en coma por consumir pastillas para adelgazar.

Lucero Garza, era madre de una bebe de un año y había estado consumiendo durante meses las pastillas llamadas Avitia Cobrax para perder el sobrepeso de su embarazo.

Lucero fue internada el 26 de Julio por intensos dolores de cabeza y un edema cerebral. Dos días después, Lucero sufrió un paro cardiorrespiratorio y los médicos lograron revivirla. Desafortunadamente, sufrió muerte cerebral, motivo por el cual su esposo Marco Antonio González decidió que era mejor que la desconectaran.

Tras la muerte de Lucero, la Secretaría de Salud del Estado de Nuevo Léon y otras entidades regulatorias en salud, han alertado a la ciudadanía por el riesgo de las pastillas Avitia Cobrax las cuales carecían de Registro Sanitario en México.

Dichas pastillas, se comercializaban anteriormente con el nombre Thermatrim y Pura vida y ya habían sido prohibidas en el 2014 por la COFEPRIS (Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios).

En las redes sociales, el producto era promocionado como un tratamiento a base de ingredientes naturales con muchos beneficios para la salud en el que destacaba la pérdida de peso.

Las autoridades mexicanas están investigando este caso para aplicar todo el rigor de la ley a las personas que vendieron las pastillas a Lucero.

Fuente