Estos pequeños insectos casi pasan inadvertidos por su tamaño, pero son mucho más interesantes de lo que pensamos, y aunque no lo creas tiene datos interesantes que seguramente te sorprenderán.

1. Muy rápidas, intrépidas e inteligentes. Estos pequeños insectos tienen aproximadamente 250 mil células cerebrales en la cabeza, lo que las convierte en el insecto más inteligente sobre la Tierra. Por otro lado, pueden correr hasta 8 centímetros por segundo, que traducido a un humano sería como si corriéramos un promedio de 55 kilómetros por hora.

2. Excelentes maestras e instructoras. Según recientes estudios estos insectos son los únicos, además de los mamíferos, en instruir a través de la interacción. Se han visto casos de hormigas instruyendo a otras con menos experiencia sobre nuevos lugares y formas de subsistencia. Los maestros son incluso sensibles con sus estudiantes, disminuyen la enseñanza cuando sienten que la lección es complicada.

3. Representan entre el 15% – 20% de la biomasa animal de la Tierra. Los científicos piensan y calculan que las hormigas representan aproximadamente entre 15% – 20% de la biomasa animal de la Tierra, lo que excede la cantidad de vertebrados descubiertos en existencia.

4. Muy fuertes físicamente. Los estudios siempre expusieron que estos increibles insectos pueden cargar hasta 50 veces su propio peso, pero recientes investigaciones dicen que en realidad soportan aproximadamente 5 mil veces su peso.

5. La hormiga que da la mordida más dolorosa. La hormiga con mordedura más dolorosa es la “Paraponera Clavata”, según afirmaciones de quienes han sentido esta mordida se parece a ser disparado con un arma. El dolor es intenso y puede continuar por 24 horas.

6. Súper-colonias de hormigas. Las colonias de hormigas más grandes se llaman súper-colonias y miden en promedio cientos de kilómetros. La mayor que se ha encontrado mide casi 6 mil kilómetros y contiene aproximadamente mil millones de hormigas.

7. Las termitas no son hormigas. Muchas veces se expresa que las termitas son hormigas, pero de hecho vienen de la familia de los isópteros, que se parecen más a las cucarachas.

8. No tienen nariz, ni pulmones. Es en el exoesqueleto donde inicia la respiración, sobre su superficie se encuentran unas válvulas microscópicas denominadas espiráculos, las cuales se encargan de realizar el intercambio gaseoso de oxígeno por dióxido de carbono.

9. La reina vive más que cualquier insecto del mismo tamaño. La hormiga reina vive un promedio de 30 años, 100 veces más que otros insectos solitarios del mismo tamaño. Los trabajadores en cambio viven solamente entre 1 y 3 años.
10. Existen en casi toda la Tierra. Las hormigas se las han ingeniado para estar en casi todos los sitios habitables de la Tierra, salvo la Antártida, el Ártico y algunas islas.
Nota vía Cienic.